Estudiantes traducen protocolo de acción frente al COVID-19 a las lenguas misquita y garífuna

El protocolo fue elaborado por el Comité Técnico Institucional de Promoción y Prevención del COVID-19 de la UNAH.

El protocolo de acción frente al COVID 19 “Entrada a casa”, elaborado por el Comité Técnico Institucional de Promoción y Prevención del COVID-19, de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), fue traducido a las lenguas misquita y garífuna por parte de dos estudiantes.

El referido protocolo, que ya fue traducido al inglés con el objetivo de llegar a las comunidades de habla inglesa que se ubican en Islas de la Bahía y en el norte del país, describe las medidas que las personas deben tener cuando ingresan a sus hogares, entre ellas el procedimiento para autodesinfectarse, así como la forma de elaborar cloro diluido al 0.5% a partir de una solución de cloro comercial. También detalla conceptos básicos de bioseguridad, contaminación y desinfección.  El trabajo de traducción a la lengua inglesa estuvo a cargo del rector Francisco Herrera Alvarado.

La traducción del protocolo a la lengua garífuna estuvo a cargo de Elsa Suazo, estudiante por egresar de la Carrera de Derecho en la UNAH en el Valle de Sula (UNAH-VS) y presidenta de la Asociación de Afrohondureños de la UNAH en esa zona, quien nació en San Pedro Sula, pero tiene sangre garífuna por sus padres, originarios de esta etnia.

“Yo no soy hablante directa de la lengua garífuna, hay ciertos detalles de la gramática y fonética que no manejo muy bien, sin embargo, estuve en un programa en el que nos profesionalizaron como maestros de las lenguas originarias de los pueblos étnicos del país, y así fue como adquirí diversos conocimientos básicos para la escritura y gramática en garífuna”, explicó Suazo.

La futura profesional del derecho detalló que fue a través del Área de Cultura y Deportes de la Subdirección de Desarrollo Estudiantil, Cultura, Arte y Deporte (Sudecad), de UNAH-VS, que la contactaron para que realizara la traducción, trabajo que vio como una oportunidad para aportar un granito de arena en esta situación de emergencia mundial.

“Ya días estaba con la necesidad de hacer algún aporte ante esta situación que se está dando con la pandemia, pero al mismo tiempo me preguntaba ‘qué puedo hacer más que quedarme en casa y hacer conciencia con los amigos’… cuando me contactaron pensé que era mi oportunidad para aportar en algo”, comentó.

Suazo detalló que el contenido del documento no está traducido de forma exacta al publicado en español, debido a que existen oraciones que se pueden traducir a una sola palabra en garífuna, sin embargo el mensaje que se transmite es el mismo.

“Con los conocimientos que he adquirido, más publicaciones en Internet y literatura que tengo a mano, pude realizar este trabajo de traducción, que no es literal, como está el contenido en español, pero la esencia del mensaje se mantiene igual”, aseguró.

Aunque no existen datos actualizados y exactos de la cantidad de población garífuna, se maneja que este grupo étnico es uno de los más grandes que habita en las costas de Honduras, con una población aproximada de 300,000 habitantes, y gran parte de ellos, además de su idioma, también hablan español, no obstante Suazo informó que aún hay garífunas que no manejan muy bien el idioma oficial, por lo que este tipo de aportes de la UNAH contribuyen de manera significativa a la prevención del coronavirus en esta población.

Traducción misquita

Por su parte Bianca Gómez, originaria de Puerto Lempira, Gracias a Dios, y estudiante de Enfermería, del Centro Universitario Regional del Litoral Atlántico (CURLA), colaboró con la traducción del protocolo de acción frente al COVID-19 “Entrada a casa”, a la lengua garífuna.

La joven, quien también pertenece al Cuadro de Danzas Misquitas del CURLA, fue contactada por personal del Área de Cultura y Deportes de ese centro de estudios, y comentó que durante el proceso de traducción tuvo que recurrir a neologismos (nueva palabra o expresión que se crea en una lengua), con sus respectivos significados, debido a que términos como bioseguridad resultaban poco entendibles en el misquito.

“La traducción al misquito es un poco complicada, sobre todo la escritura, ya que no es lo mismo hablarlo que escribirlo, por lo que pedí apoyo de familiares y amigos que también manejan la lengua. Hay algunos términos que traducidos a la lengua misquita no pueden escribirse de forma literal al español, se necesitan agrupar otras palabras para poder darle el significado correcto, por esa razón el texto en misquito se vuelve más extenso”, amplió Gómez.

Para la joven misquita, colaborar con la iniciativa liderada por la UNAH fue de gran satisfacción, pues reconoce la importancia de informar a la población sobre esta pandemia y las medidas a tomar para afrontarla, y que la Máxima Casa de Estudios busque los medios para transmitir la información es vital.  

“Para mí fue un aporte muy importante y un placer participar en esta iniciativa que ha permitido traducir esta información a la lengua misquita, pues llegará a muchas personas más de esta etnia, y mientras más informada está la población, tomará medidas preventivas más precisas, porque muchas veces, debido a que los contenidos no están en la lengua propia, se pueden mal interpretar o no comprender bien”, manifestó.

Al igual que la etnia garífuna, en la actualidad no existen datos oficiales de la cantidad de misquitos en Honduras, sin embargo se estima que su población supera las 180 mil personas, por lo que con esta iniciativa la Alma Máter busca informar sobre las medidas de prevención del COVID-19 a la mayoría de población posible.

A continuación te brindamos los enlaces en los que puedes hacer clic para obtener el Protocolo de acción frente al COVID.19 “Entrada a casa”, en sus cuatro idiomas:

Noticias relacionadas:

Comentarios