"Soy Mentor", una apuesta a la excelencia académica y la mejora continua

El programa es propio de la UNAH y se busca replicarlo en las Universidades del CSUCA.

Con el propósito de dar acompañamiento y dotar de herramientas didácticas y pedagógicas a profesores nóveles (de reciente ingreso) y de experiencia, la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), por medio del Instituto de Profesionalización y Superación Docente (IPSD), desarrolló el programa Soy Mentor.

En la UNAH existen unos 5,000 docentes diseminados en todas las áreas del conocimiento, todos son profesionales exitosos en sus áreas, sin embargo, muchos tienen limitantes de herramientas que puedan trasmitir esos conocimientos a los estudiantes, esta es la razón por la cual el IPSD desarrolla la iniciativa que tiene como fin abarcar la mayoría de la planta docente.

Conociendo esta debilidad, en el año 2017 el IPSD capacitó a 117 docentes con el programa Soy Mentor, estos profesores formados adquirieron el compromiso de replicar sus conocimientos a tres profesores por año.

Ethel Maldonado, una de los 117 docentes del programa Soy Mentor, indicó que, aunque la iniciativa busca capacitar a profesores, el fin primordial es que los formadores universitarios brinden conocimientos de excelencia a sus estudiantes.

Manifestó que su experiencia como profesora mentora ha sido muy satisfactoria porque aparte de haber obtenido metodologías y estrategias de enseñanza, estos conocimientos los ha puesto en marcha con estudiantes y los ha compartido con los docentes nóveles.

Enseñanza-aprendizaje

“En este proceso aprendemos juntos, tanto el mentor como el profesor en iniciación, buscamos que ellos en el aula se sientan profesores, darle esa identidad antes que psicólogo, ingeniero, doctor, terapeuta o periodista”, enfatizó Maldonado.

Por su parte la mentora Cinthia Rivera, docente de la Facultad de Ingeniería, detalló que a los profesores en iniciación se les da un acompañamiento en dos fases o períodos, en el primero se le traspasan los conocimientos y en el segundo se pone en marcha lo aprendido.

“Se le hace una visita en el aula y se le toma un video para compartírselo para que él pueda ver y analizar cómo desarrolla las competencias conceptuales, procedimentales y actitudinales”, informó Rivera.

Después de ese paso, el profesor novel se sienta con su mentor y comenta lo que ha visto en el video, destaca los puntos a mejorar, pero también los puntos fuertes, de igual manera, expone sus expectativas de mejora para la siguiente visita en el aula.

Asimismo, la académica señaló que de manera conjunta revisan la programación didáctica y exploran si todos los temas se tocaron bajo la metodología que indica el modelo educativo de la Alma Máter.

Coordinación

Miriam Pineda, coordinadora del programa Soy Mentor, mencionó que el IPSD también capacita a los mentorizados en programación didáctica, autoconocimiento y participan en encuentros con el objetivo de trabajar en conjunto.

La experta dijo que la idea es trabajar con los profesores que empezaron a laborar para la Universidad desde el 2014 a la fecha, asimismo, ahondó que ya se cuenta con unos 300 alcanzados a nivel nacional y por los momentos, 95 más están recibiendo mentorías.

Pineda detalló que este programa se busca implementar en todas las universidades públicas y privadas de Honduras, luego en las universidades que conforman el Consejo Superior Universitario Centroamericano (CSUCA).

La experta enfatizó que la Máxima Casa de Estudios es pionera de Centroamérica en desarrollar proyectos de mentoría, el cual tiene como meta lograr la excelencia y la mejora continua.

Cabe señalar que la UNAH en este momento se encuentra en una transición del modelo educativo basado en objetivos a un modelo basado en competencias.

Es de recalcar que el programa Soy Mentor no tiene injerencia en la libertad de cátedra, “en lo absoluto, el profesor es libre de dar sus clases como estime conveniente, solamente se le da formación pedagógica”, finalizó Rivera.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Noticias relacionadas:

Comentarios