COVID-19: Guía para afrontar la pérdida de un ser querido

Imagen: Comunicaciones UNAH-VS

Ante las circunstancias actuales que enfrenta la sociedad por la pandemia del COVID-19, es importante reconocer que el sufrimiento, el dolor y la muerte son aspectos de la vida que no pueden erradicarse, por lo que se deben asumir poniendo a prueba la fuerza interior de cada ser humano. Si desafortunadamente es el final, la muerte ha llegado y es normal sentirse destrozado por la pérdida de un familiar o amigo amado.

La coordinadora del área de psicología de la Sudirección de Desarrollo Estudiantil, Cultura. Arte y Deporte (SUDECAD) de UNAH-VS, la licenciada Johana Ordoñez una profesional entregada a su carrera, elaboró una guía de duelo para compartirla con la población. 

La especialista expresó que a pesar de la frustración e impotencia ante dicha situación, es necesario despedirse, si no es posible físicamente, recomiendan hacerlo a través de una carta, un video o un audio; lo importante es expresar de alguna manera todos nuestros sentimientos.

“Las emociones viajan hacia la persona que queremos, aunque no estemos ahí físicamente, nuestra compañía puede hacerse sentir. No debemos olvidarnos de los más pequeños, ellos también necesitan despedirse a su manera, puede ser con un dibujo o escribiendo una carta”, explicó la psicóloga. 

Aunque no se pueda realizar un velatorio y entierro tradicionales, se debe intentar hacer algo que simbolice una despedida: encender una vela, hacer una oración, hacer un mural en su honor o escuchar música. Puede hacer una reunión virtual con sus familiares y allegados para conmemorar la vida de la persona fallecida.

Es normal entrar en etapa de negación, la fase de enfado, indiferencia o descontento. El hecho de negar la realidad al principio permite aminorar el golpe y aplazar parte del dolor que produce la noticia de la pérdida, dijo.

La rabia y el resentimiento son frutos de la frustración que produce la muerte, un hecho inevitable que no se puede cambiar, que parece injusto. Es normal proyectar la ira contra las personas, objetos o animales que tenemos a nuestro alrededor, que realmente no tienen ninguna culpa.

Ordoñez explicó que hay una etapa de la negociación, “hacemos como 'intercambios mentales' según nuestra fe, creencias o culturas (si la devuelves a la vida, yo...). Recordamos nuestra vida previa al fallecimiento de nuestro ser querido”.

Al momento de aceptar la situación, hacemos las paces con la pérdida y empezamos a aprender a cómo seguir viviendo en el mundo sin ella, reconociendo el dolor, hasta ser capaces de ver los recuerdos positivos del tiempo vivido con esa persona que nos acompañó en un segmento del camino de nuestra vida.

¿Qué puede hacer ante la pérdida?

La coordinadora de SUDECAD pidió a la población en general  tratar de mantener una vida saludable, comer y dormir bien, no abusar de sustancias, hacer ejercicios físicos o mentales para despejar la mente; arreglar las posesiones del ser querido a su ritmo, despojarse de las prendas y accesorios de esa persona especial requiere de mucho coraje, tómese su tiempo para concebirlo.

Es importante mantener contacto con amigos y familiares, no es la única persona que sufre, recuerde constantemente que no está solo. Intente expresar siempre sus emociones, puede leer un libro, cocinar, pintar, dedicarse a la jardinería, hacer manualidades u otras actividades de su gusto preferencia.

La Licenciada Johana Ordoñez creadora del manual y coordinadora del área de Psicología de la Subdirección de Desarrollo Estudiantil, Cultura, Arte y Deporte (SUDECAD) de UNAH-VS puso a disposición la línea telefónica de la clínica psicológica de UNAH-VS8730-6563 a la vez están disponibles los números del Colegio de Psicólogos Noroccidental 9532-8538/ 88458592./33225724/96580989.

Descargue la guía con consejos para afrontar la pérdida de un ser querido desde AQUÍ 

Noticias relacionadas:

Comentarios