Director de Flacso-Honduras expone sobre el pensamiento de Ramón Oquelí en el marco del Bicentenario

Momento de la conferencia por parte del doctor Rolando Sierra Fonseca, director de Flacso-Honduras.

Como parte de las actividades culturales correspondiente al Año Académico Bicentenario de la Independencia de Honduras (1821-2021), este día Rolando Sierra Fonseca, director de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (Flacso-Honduras), impartió la conferencia “Interpretación y balance del bicentenario de la independencia de 1821 desde la obra de Ramón Oquelí”.

El evento se desarrolló en horas de la mañana, a través de la plataforma Zoom, organizado por el programa “Diálogos, Academia y Gestión Cultural” de la Dirección de Cultura, con el apoyo de Flacso-Honduras, la Vicerrectoría de Orientación y Asuntos Estudiantiles (VOAE) y el programa Lo Esencial de la Reforma Universitaria del Centro Universitario Regional del Litoral Pacífico (CURLP).

Alina Molina, directora de este centro regional, agradeció a la Dirección de Cultura por permitir visibilizar al CURLP en esta fecha tan importante; al doctor Sierra Fonseca por compartir sus conocimientos y la colaboración brindada por el equipo del programa Lo Esencial del CURLP, a cargo de los académicos Luis Tulio de Grande y Luz de Solzireé.

“Ramón Oquelí nos hace reflexionar para que continuemos manteniendo vivo ese legado que nos ha dejado a través de su obra, creo que la equidad que lo caracterizó a él debe mantenerse vigente, por lo cual agradezco al doctor Sierra porque nos ha podido plantear de manera resumida toda la obra de Oquelí, aportando un análisis muy acertado sobre toda esta interpretación y balance que debemos tener los hondureños en la conmemoración del Bicentenario”, expresó la académica.

Conferencia

Durante una hora, el director de Flacso-Honduras compartió con la comunidad universitaria el pensamiento de Ramón Oquelí sobre la vida social, artística, cultural, histórica, económica y política de Honduras, reflexiones que se encuentran plasmadas a través de sus obras.

Destacó que el escritor hondureño es considerado como uno de los principales conocedores de la historia republicana de Honduras, cuyos aportes y perspectivas se vuelven necesarios revisar en este contexto de celebración del Bicentenario de la Independencia Centroamericana.

“En sus escritos aparece una imagen transparente y precisa de Honduras, sin condescendencia, sin prejuicios, sin sectarismo ideológico. Fue sumamente claro, enfático en argumentar que en Honduras las cosas son así. Tuvo la invalidez reclamada al intelectual por el filósofo español Julián Marías para escribir con valentía”, agregó Sierra.

Comentó que sus escritos hablan sobre los grupos de poder, los procesos de represión, la violación de los derechos humanos, ya fueran de organizaciones o grupos de personas en la historia y sociedad hondureña.

Amplió que tampoco escribió a favor o en contra, sino que escribió tal como ocurrían las cosas, debido a que no se dejó llevar por modas o enfoques de coyuntura, que sus temas de análisis fueron cortiles de su crítica histórica.

Resaltó que dedicó casi 40 años de su vida a estudiar y escribir sobre la historia y el pensamiento hondureño, desde 1963 hasta el 2004, tiempo durante el cual sus visitas a los archivos nacionales fueron permanentes, hecho que le permitió publicar libros sobre la historia y la situación sociopolítica del país, así como las antologías de los principales pensadores y escritores nacionales, posibilitándolo en conocer para escribir sobre la historia política en una narración, con constante referente a las publicaciones periódicas nacionales, tal como se evidencia en sus libros y artículos históricos.

“En la narrativa de Oquelí, la independencia no significó cambios, la difícil emergencia de la nación hondureña se debió prácticamente a que la población de las provincias carecía de acceso a la educación y no se contaba con espacios modernos de opinión pública que permitieran la circulación de las ideas. De hecho, él escribió que para el caso de Honduras, la independencia llegó antes que la imprenta”, indico el investigador.

Enfatizó que esta narrativa siempre la hizo desde una perspectiva dialéctica, viendo el pasado, el presente y en perspectiva el futuro, su propósito consistía en cambiar el presente y sentar las bases para un futuro diferente para la nación, cuyo análisis de la coyuntura hondureña lo hizo dentro de la estructura de la historia y las tendencias de larga duración.

Relató que en 1966 Oquelí publicó uno de sus más lúcidos y propositivos ensayos sobre Honduras titulado “Reforma mental y social” en el que condensó en gran medida su visión y la necesidad de un cambio para que el país pudiera salir de su ilusión y espera.

“Desde 1827 hasta la década de 1940 se produjeron unas 400 acciones de armas en el territorio hondureño, la inestabilidad política y social que experimentó el país a lo largo de los 200 años de historia era el reflejo para Oquelí de la desorientación que impidió encontrar el camino para crear una nación sin dolor. Para Oquelí, la Honduras del año 2,000 era una sociedad que adolecía de una gran inestabilidad en diferentes planos, ya sea en el institucional, constitucional o en el gubernamental.

Desde la perspectiva del Bicentenario, Oquelí planteó que Honduras, como sociedad, Estado y nación, decía que no podíamos permanecer a la derriba, que era necesario que llegaran tiempos nuevos e introducir cambios en el país, mediante un proyecto de país y de nación y el fortalecimiento de un estado de derecho.

Dirección de Cultura

La Dirección de Cultura de la UNAH forma parte de las 11 unidades adscritas a la Vicerrectoría Académica y tiene como objetivo general impulsar estrategias para la gestión cultural dentro de la Máxima Casa de Estudios, como eje transversal en la docencia, la investigación científica y la vinculación Universidad-Sociedad, encaminada en generar políticas culturales en pro del desarrollo del país, como el de aportar soluciones a las diferentes problemáticas por las que vive el pueblo hondureño.

Sobre el programa Diálogos, Academia y Gestión Cultural, se explicó que pretende reunir aquellas opiniones especializadas para promover el análisis y la discusión frente a la celebración de los 200 años de Independencia de Honduras, en un contexto de pandemia, con el fin de brindar soluciones al país mediante la investigación científica y la articulación interdisciplinaria.

Hoja de vida

El doctor Sierra realizó estudios de Filosofía, Historia, Sociología y Pensamiento Político, en universidades de Costa Rica, Chile, Roma, España y Honduras.

Como escritor se destacó que cuenta con la publicación de más de 20 libros, la redacción de más de 100 artículos relacionados a los temas de historia, pensamiento político, gobernabilidad, desarrollo y crítica cultural, actualmente se desempeña como director de Flacso-Honduras.

Noticias relacionadas:

Comentarios