EDIFICIO CIENCIAS DE LA SALUD, NUEVO RECINTO PARA ESTUDIANTES DE RADIOLOGÍA, NUTRICIÓN Y TERAPIA FUNCIONAL

Los estudiantes de las carreras de Radiología, Nutrición y Terapia Funcional ahora cuentan con modernas aulas de clases y laboratorios, ubicados en el nuevo edificio Ciencias de la Salud de Ciudad Universitaria.

Los estudiantes de las carreras de Radiología, Nutrición y Terapia Funcional ahora cuentan con  modernas aulas de clases y laboratorios, ubicados en el nuevo edificio Ciencias de la Salud de Ciudad Universitaria.

Ethel Maldonado, coordinadora de Terapia Funcional, informó a PRESENCIA UNIVERSITARIA que a partir de este primer período académico, a estas instalaciones asisten alumnos de segundo y tercer año de esta carrera, permitiéndoles el acceso a laboratorios altamente equipados con tecnología de punta.

“La idea es que nuestros estudiantes tengan las condiciones óptimas y de calidad en equipo y con el Centro de Diagnóstico de Imágenes Biomédicas, Investigación y Rehabilitación (CDIBIR) –ubicado en el primer nivel- nos permitirá realizar prácticas profesional, donde nuestros alumnos aprenderán a brindar una asistencia médica en rehabilitación de calidad”, aseguró Molina.

El edificio Ciencias de la Salud fue inaugurado el pasado mes de enero por las autoridades universitarias,  su obra física está valorada en unos 111 millones de lempiras, cuenta con cinco niveles, en su primera planta opera el CDIBIR, centro de diagnóstico único en América Latina.

Asimismo, en los demás niveles funcionan las oficinas administrativas, los departamentos de Nutrición, Radiología y Terapia Funcional, aulas de clases y laboratorios que actualmente benefician a centenares de alumnos de estas carreras.

IMG 0525

“Estamos en el proceso, profesionalización de los docentes y personal que va a laborar con la universidad, tenemos un convenio con la Universidad de Santa Ana de El Salvador y la Universidad Nacional de Nicaragua, para acomodar el plan de estudios de la carrera con un programa a nivel de licenciatura y después en maestría”, explicó Molina.

Por su parte, la Secretaría Ejecutiva de Administración y Finanzas (SEAF), realizará una licitación para finalizar el equipamiento del edificio, donde se le instalarán hasta pizarras electrónicas.

PRESENCIA UNIVERSITARIA realizó un pequeño recorrido por las aulas y laboratorios para recoger algunas impresiones de los estudiantes y docentes universitarios.

Opinión de los docentes

Brenda Elvir2Xiomara Perez2Claudia Molina2

Brenda Elvir, catedrática de Terapia Funcional, dijo: “ahora las expectativas son muy grandes, al contar con un edificio propio que es de mucha satisfacción para nosotros. Si contáramos con todo el equipo, como las pizarras y más datas show, sería un verdadero sueño, pero sabemos que poco a poco, nosotros vamos a obtener todo esos beneficios para mejorar la enseñanza y aprendizaje”.

Por su parte, Xiomara Pérez, catedrática de Masaje y Ejercicio 1,2 y 3, expresó: “nos sentimos muy contentos, somos una de las carreras previlejadas, al tener una de los edificios más modernos en América Latina, es una instalación que es de todos por lo tanto debemos cuidarlo”.

Además, Claudia Molina, docente de la cátedra Evaluación del Estado de Nutrición, manifestó:“este es nuestro primer período en este edificio, contamos con cinco laboratorios, donde gracias a la donación de la ONG PRESANCA tenemos balanzas de adultos y niños, pero nos hacen falta equipos para completar los laboratorios como mesas y lokers para almacenar algunas cosas”.

Opinión de los estudiantes

Carlos VallejoAna RomeroLinda MendezRossel Valle

Al respecto, Carlos Vallejo, de tercer año de Terapia Funcional, expresó: “estoy muy contento, es una nueva oportunidad que se abrió para que la carrera crezca, nos anima a seguir adelante con la maquinaria necesaria, lo que fortalece el crecimiento educativo”.

Ana Romero, también del tercer año de Terapia Funcional, dijo estar muy alegre porque antes no contaban con suficiente mobiliario y con un propio edificio, el cual se siente más cómoda al recibir las clases.

Linda Méndez, estudiante de Nutrición, nos comentó que donde recibían clase anteriormente era demasiado incómodo y que ahora se siente bien al recibir clases en un lugar acondicionado.

Para Rossel Valle, del tercer año de Nutrición, dijo: “me siento muy complacida, nos permiten desarrollarnos mejor al contar con nuestros propios laboratorios, con todos las equipos para realizar nuestras evaluaciones”. 

Noticias relacionadas:

Comentarios