El historiador Rolando Sierra publicó su libro: “De la independencia de 1821 al bicentenario 2021"

Sierra es un destacado intelectual hondureño, con una amplia trayectoria académica.

El reconocido académico y director de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (Flacso), Rolando Sierra, en el marco de las actividades del Bicentenario de independencia patria presentó el libro titulado “De la independencia de 1821 al bicentenario 2021, ideas, conceptos y relecturas”, en una primera edición que alcanza los 500 ejemplares y en el contexto en el que la nación se encuentra en una etapa de reflexión sobre la ruta que tomará luego de 20 décadas de emancipación.

“Esta iniciativa se ha venido construyendo desde hace algunos años, con la perspectiva de publicarlo en este Bicentenario, pretende ser conmemorativo a este año pero sobre todo más bien reflexivo, viendo el pasado, el presente y futuro de la región y especialmente de Honduras”, dijo Sierra sobre este valioso trabajo académico.

El libro consta de tres grandes ejes temáticos, por un lado analiza la historiografía del bicentenario, su primer capítulo se centra en la obra de tres grandes historiadores que durante toda su producción dedicaron al menos un libro a estudios del período de independencia, estos son Guillermo Mayes Huete, Filánder Díaz Chávez, y un trabajo de José Reina Valenzuela.

“Estos tres autores son los que únicos que han publicado libros sobre la independencia y centrándose en el papel de Honduras”, dijo Sierra sobre el volumen que consta de 7 capítulos y que cuenta también con una edición digital.

El segundo capítulo enfatiza sobre el papel de Honduras en la Corte de Cádiz en el período comprendido entre 1812 y 1814 y luego en 1820, este es visto como un antecedente de la conciencia hondureña sobre la independencia, sostiene el experto. Luego hay tres artículos centrados en las ideas y conceptos, el primero titulado: La idea de libertad en la independencia  de Centroamérica (1789-1842), período donde ya empiezan a surgir las primeras ideas de libertad, como se va gestando los primeros pasos de la independencia de la región, la independencia entre otros elementos.

“Especialmente una libertad moderna, sin ningún tipo de trabas en el comercio, la libertad de imprenta, de poder expresar los pensamientos, y finalmente la libertad  religiosa y culto”, argumenta Sierra, sobre estas ideas que van a estar acompañando el proceso independentista, en un análisis que incluye a los próceres José Cecilio del Valle, Dionisio de Herrera y Pedro Molina entre otros.

Eventualmente se presenta el artículo Independencia y apelaciones a la modernidad  política en Honduras: en esta se analiza a cuatro figuras que apelan a la modernidad política y como se construye una sociedad basada en la razón y opinión pública moderna así como la creación de un gobierno representativo en el que los individuos que conforman la sociedad pasan a ser ciudadanos y no súbditos o vasallos de un rey, por lo tanto, se apela a una sociedad republicana y democrática.

“Todo esto se ve claro en el pensamiento de cuatro figuras centrales de hondureños como el padre Francisco Antonio Márquez, José Santiago Milla diputado ante la Corte de Cádiz, Dionisio de Herrera y Francisco Morazán”, acoto el académico.

El siguiente artículo, titulado: El concepto Independencia en la historia  de las ideas en Honduras, ahonda en  como vieron estos personajes antes mencionados el proceso de independencia, que desde su visión fue más bien una independencia política del dominio español, posteriormente analiza como en el siglo XIX se empieza revisar  el concepto de independencia, y donde se cuestiona que esta no debe de ser únicamente solo política sino también económica.

“Así llegamos a 1921 en el marco del primer centenario, en donde una serie de autores van a repensar el concepto de independencia como el periodista Paulino Valladares, quien sugirió revisar la retórica de la misma y no solo pensar en desfiles y próceres, si no hacer una revisión de lo que había significado la independencia y entenderla más desde una visión holística, luego en lo década de los 30, hay hoy otra visión de la independencia no solo económica y política sino también desde una perspectiva cultural, es decir entendiendo la cultura como el acceso de educación”, dice Sierra.

El libro concluye con  trabajos de dos intelectuales hondureños como Gautama Fonseca,  y su trabajo titulado: El bicentenario y la  incertidumbre de Honduras  y una lectura desde la obra de Ramón Oquelí denominada: Interpretación y balance del bicentenario  de la Independencia de Centroamérica: 

El volumen también ofrece diferentes análisis desde las perspectivas al proceso de la Independencia de Centroamérica doscientos años después, y donde es posible hacer una especie de evaluación de los logros y alcances de dicho proyecto, tomando en cuenta que son múltiples las lecturas que existen y pueden hacerse en el presente sobre el bicentenario de la Independencia centroamericana.

Lecturas desde quienes consideran la Independencia como un proyecto vigente e inacabado, como un referente fundacional y un proyecto todavía por desplegarse, al margen de la historia de crisis, inestabilidad y atrasos que han podido ser tendencias de larga duración que experimenta la región y particularmente Honduras, pasando por los que quienes consideran que básicamente la Independencia ha sido un logro político al separarse la región de la corona española y conquistar una relativa soberanía de repúblicas, esto especialmente para Centroamérica, dada la historia de dominación que la ha caracterizado.

Hasta los que sostienen de forma radical que la independencia no ha existido como tal. La región no ha sido, ni es independiente política, económica ni culturalmente y que por la tanto se tiene que buscar la auténtica independencia.

Noticias relacionadas:

Comentarios