El Instituto Hondureño de Ciencias de la Tierra (IHCIT) trabaja en el establecimiento de estaciones meteorológicas

El Instituto Hondureño de Ciencias de la Tierra (IHCIT), de la Facultad de Ciencias, mediante su Unidad de Meteorología, actualmente trabaja en el proyecto “Módulo experimental de medición de variables meteorológicas”, el cual busca implementar estaciones automáticas de bajo costo para dar respuesta a las necesidades del país monitoreando las variables meteorológicas del Municipio de Distrito Central (M.D.C)

En conjunto con  el Grupo de Investigación de Recursos Hídricos del IHCIT y la Dirección de Investigación Científica (DICU), se van a instalar tres estaciones meteorológicas a finales de marzo en el Cerro Juan A. Laínez, Cerro de Hula y El Picacho, con el objetivo de obtener más puntos de medición de las variables meteorológicas en el  Distrito Central pertenecientes a la Red de Estaciones de la UNAH. 

Instituto Hondureño de Ciencias de la  (IHCIT)

El Instituto Hondureño de Ciencias de la Tierra (IHCIT) surge con el objetivo de analizar todos los fenómenos relacionados con la estructura, condiciones físicas e historia evolutiva de la Tierra en áreas como la geología, ciencia que estudia la estructura y composición interna como superficial del planeta, la hidrogeología, ciencia que estudia el origen y formación de las aguas subterráneas, y el estudio de fenómenos naturales y atmosféricos, desarrollando trabajos de investigación científica, educación y la prestación de servicios en gestión del riesgo.

El IHCIT está actualmente formado por cinco unidades, estas son: Gestión de Riesgos, Geología y Geofísica, Meteorología, Recursos Hídricos y Cambio Climático, y Sistemas de Información Geográfica (SIG). Es mediante la Unidad de Meteorología que se establecerán las estaciones meteorológicas que estudiarán los fenómenos atmosféricos que repercuten en el estado de tiempo de estos tres lugares.

Unidad de Meteorología

Es de destacar que en Ciudad Universitaria desde 1979 se creó una estación meteorológica ubicada cerca de la Facultad de Ingeniería, donde se han estado tomando datos meteorológicos de manera continua con equipo convencional o no electrónico, donde se miden variables como la temperatura, precipitación, humedad relativa, velocidad y dirección del viento.  

“Tenemos una estación meteorológica experimental que actualmente tiene el nombre de Estación Meteorológica Experimental Nabil Kawas”, donde hay cuatro observadores que están tomando datos todos los días”, comentó Edgar Josué Mejía, coordinador de la Unidad de Meteorología.

Con el tiempo empezaron a surgir estaciones meteorológicas cada vez más robustas y actualizadas, uno de los retos era desarrollar estaciones meteorológicas que fueran de bajo costo, utilizando tecnologías más baratas del mercado, adaptándolas a necesidades puntuales en el tema de medición de datos meteorológicos, y fue así como hace más de un año la Unidad de Meteorología, con la colaboración de estudiantes de Ingeniería Eléctrica, decidió trabajar en el proyecto “Módulo experimental de medición de variables meteorológicas, donde se medirá la temperatura, precipitación, velocidad, dirección del viento, radiación solar y humedad relativa en el Cerro Juan A. Laínez, Cerro de Hula y El Picacho.

 Beneficios

Estas tres estaciones meteorológicas que se van a implementar en el Cerro de Hula, El Picacho y el Cerro Juan A. Laínez para monitorear la precipitación y temperatura se debe al arduo esfuerzo de miembros del IHCIT, estudiantes y colaboración dentro y fuera de la Universidad. La Dirección de Investigación Científica (DICU) financió una beca de investigación de 75,000 lempiras, dinero con el cual se han adquirido materiales para las estaciones; asimismo, diversas ONG han facilitado instrumentos y materiales.

“La ventaja principal es que es de bajo costo y la segunda ventaja es que es hecha en casa, entonces si tenemos un equipo hecho en casa es más fácil a la hora de hacer reparaciones y mantenimiento. No necesitamos que un experto venga de afuera a darle mantenimiento”, comentó Mejía.

Cabe mencionar que el área de cobertura de cada estación meteorológica es de 25 kilómetros de radio para latitudes medias, para terrenos montañosos se considera una cobertura de cinco a diez kilómetros.

Este proyecto viene a aportar significativamente a los pronósticos del país, ya que se deben implementar más estaciones a nivel nacional. En Honduras hay distintas estaciones privadas, pero el número de las estaciones oficiales es 180, número considerablemente bajo.

Si estás interesado en conocer más sobre la labor que cumple el Instituto Hondureño de Ciencias de la Tierra, puedes abocarte al Edificio E1, Facultad de Ciencias.

 

Noticias relacionadas:

Comentarios