En octubre, el HEU atendió 28 casos de intentos de suicidio

El personal del centro asistencial brinda atención especializada de manera inmediata a las personas que ingresan por intentos de suicidios.

Una alarmante cifra de 28 casos de intentos suicidas fueron atendidos en la Unidad de Intervención en Crisis en la Emergencia de Adultos del Hospital Escuela universitario (HEU), durante el mes de octubre.

Asimismo hoy 1 de noviembre se atendieron los primeros dos casos de este mes, además se reportan más de 250 personas con depresión, entre hombres y mujeres, con edades de 21 a 42 años.

“Estamos alarmados puesto que las estadísticas de personas que han intentado suicidarse aumentaron; en octubre se reportaron 28 casos, en septiembre 15 y el primer día de este mes de noviembre 2”, informó la licenciada Mirella Hernández, jefa de la Unidad de Intervención en Crisis. 

La funcionaria del HEU detalló que normalmente brindan entre 5 a 9 atenciones al mes, por lo que el porcentaje actual es sumamente elevado, lo que alarma a Hernández.

Cabe mencionar que en las estadísticas antes mencionadas no se toman en cuenta todos los casos de suicidios que suceden en el país (ya sean intentos o que se llegue a concretar), ya que muchos de estos no son atendidos en el centro hospitalario.

Motivos

Las causas de suicidios más comunes, según las evaluaciones que se realizan en el HEU, son por desintegración familiar, problemas económicos, fallecimiento de un familiar, enfermedades  terminales y procesos de divorcio, y las formas más frecuentes de atentados contra la vida son la ingesta de medicamentos como pastillas de curar frijoles y el “gramazon”, sustancias fatídicas que provocan la muerte ya sea en las primeras horas o en los días siguientes.

Una vez que estos pacientes ingresan a la zona de Emergencia del Triage son evaluados en Medicina Interna donde el médico generalmente procede a realizarles un lavado gástrico, y cuando se encuentran en una situación estable se procede al abordaje psicológico para atenderlos  y remitirlos al psiquiatra, si así se requiere, explicó Hernández, y a su vez lamentó que en algunos casos, aunque se intente salvarlos, no se pueda hacer nada.

Señales

Agregó que dejar de hacer las actividades diarias, manifestar tristeza, llorar frecuentemente, tener actitudes de baja autoestima, entre otros, son algunos de los síntomas iniciales de personas que intentan suicidarse.

La experta comentó que hay casos reincidentes, “atendimos una muchacha que tuvo once intentos. La remitimos unos días a observación en el Hospital Psiquiátrico Mario Mendoza, donde estuvo unos 15 días y así pudimos salvar su vida”, dijo.

A criterio de la profesional, tomar una decisión como esta puede ser resultado de depresión, “por lo cual hay que poner mucha atención en nuestros familiares, vecinos, amigos o incluso en  usted mismo si está pasando por una difícil situación y debe buscar ayuda lo más pronto posible”, recomendó.

Para finalizar hizo un llamado a la población en general, asegurando que para todo hay solución en esta vida, “si ustedes o un vecino, amigo o familiar está teniendo pensamientos suicidas,  no necesariamente deben visitar un psiquiatra o psicólogo sino un pastor, un sacerdote, un amigo cercano, consejero, o cualquier persona que puede ayudarles y así evitar la muerte de cualquier ser humano”.

Noticias relacionadas:

Comentarios