Estudian porque la lengua pech tiene cada vez menos hablantes

La sociedad pech es una etnia que ha habitado el territorio de la actual Honduras desde hace más de 3 mil años.

Las ponencias continúan en el marco del Encuentro Anual de Jóvenes Investigadores en el Área de la Lingüística, organizado por la Facultad de Humanidades y Artes de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), en donde jóvenes investigadores de ese campo de estudio presentaron una serie de estudios de su autoría en diferentes regiones del país, esto con el objetivo de mostrar todo el acervo científico que se desarrolla al interior de esa facultad la Alma Máter.

Ante ello se presentó Lorena Gallo, quien es licenciada en Letras con Orientación en Lingüística, ella disertó sobre un tema de investigación denominado: "Vitalidad de la lengua pech en Moradel y Silín, departamento de Colón, Honduras.

La investigación tuvo por objetivos la descripción de la lengua pech en esas comunidades, así como establecer las razones por las que los habitantes no hablan su lengua materna, también pretendían con el estudio identificar cuál es el porcentaje de habitantes que hablan lengua pech en dichas comunidades y observar cuál es la actitud de los hablantes frente a su lengua materna.

El pech es una lengua que forma parte de la familia lingüística macro-chibcha. Actualmente su pueblo está compuesto por nueve tribus: Vallecito, Pueblo Nuevo, Subirana, Agua Zarca, Culuco, Jocomico, Pisijire (municipio de Dulce Nombre de Culmí), Santa María del Carbón (San Esteban, Olancho), y Silín y Moradel en Trujillo, Colón, donde se realizó el referido estudio.

Los datos encontrados en dicha investigación indican que los factores culturales respecto a si lengua están bien arraigados en los habitantes, y aunque son conscientes de la importancia de la lengua materna y reconocen que el pech es su cultura, se enfrentan con la necesidad de comunicación, por lo que se ven obligados a dejar de hablar pech y comunicarse en español

En cuanto a la valoración y el conocimiento de las lenguas hay una diferencia, los adultos mayores aprendieron primero el pech y lo aprendieron de sus padres, como segunda lengua aprendieron el español. Los niños y adolescentes, jóvenes y adultos, en cambio, aprendieron primero el español y en su mayoría no hablan una segunda lengua.

Asimismo la investigación arroja  una clara evidencia que aunque los padres hablan pech no transmitieron la lengua a sus hijos, considerando que el seno del hogar es un pilar fundamental para preservación de las lenguas.

 

 

Noticias relacionadas:

Comentarios