La UNAH se pronuncia ante la retención ilegal de 80 millones de lempiras

El rector Herrera Alvarado dijo que el fallo es un antecedente nefasto para las organizaciones sindicales en el país.

Las autoridades de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH) se pronunciaron después de que un juez ejecutor ordenara la retención de 80 millones de lempiras de la Máxima Casa de Estudios a favor del Sindicato de Docentes de la UNAH (Sidunah), organización que no goza del reconocimiento de la Máxima Casa de Estudios.

El rector Francisco José Herrera Alvarado, representante legal de la UNAH, dio lectura al comunicado oficial y manifestó que, de manera histórica, la Máxima Casa de Estudios ha reconocido como único representante de los trabajadores universitarios al Sindicato de Trabajadores de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (Sitraunah) junto a quien se han suscrito 16 Contratos Colectivos de Condiciones de Trabajo.

Herrera Alvarado enfatizó que es al Sitraunah al que se le deben todas las conquistas y beneficios laborales de los que gozan los trabajadores universitarios y es en esta agrupación sindical que se enmarca todo el personal docente, administrativo y de servicio, por ende, la UNAH está obligada por ley a realizar deducciones de cuotas sindicales de acuerdo al artículo 60 inciso A del Código del Trabajo.

Informó que desde el año 2011 un pequeño grupo de docentes venía fraguando la creación y reconocimiento de un sindicato que no puede ser de otra naturaleza más que gremial puesto que el artículo 472 del Código del Trabajo dispone que no podrán coexistir dentro de una misma institución dos o más sindicatos de base, a este nuevo sindicato gremial se le denominó Sindicato de Docentes de la UNAH (Sidunah) y pretende engullir a la totalidad de los docentes de la Máxima Casa de Estudios sin su autorización.

Recaba que el 5 de abril del año 2013 el abogado Jesús Ferrera presentó ante la Secretaría General de la UNAH, solicitud de acreditación del Sidunah, incluyendo en dicha solicitud un acta de retención del 1% de los salarios de todos los docentes universitarios en concepto de aportación sindical, siendo un sindicato gremial constituido con una nómina de únicamente 186 afiliados que se tomaron la atribución de decidir por más de dos mil docentes.

El funcionario aseguró que dicha petición fue registrada por la Secretaría General de la UNAH bajo el expediente N°UEA-015-04-2013 procediendo a requerir al peticionario para que presentara las autorizaciones originales firmadas por cada uno de los afiliados para que la Máxima Casa de Estudios procediera a deducir las cuotas de los salarios de los docentes de esa afiliación, misma que son requisitos legales para retener valores de salarios, y al no cumplir con lo requerido se procedió a archivar dicha diligencia.

No conforme con dicha resolución, con fecha 13 de marzo de 2014, el representante legal del Sidunah interpuso recurso de amparo solicitándole a la Corte Suprema de Justicia el reconocimiento de este sindicato y la inscripción de su junta directiva, así como el traslado de las cuotas sindicales retenidas desde abril de 2013 a todos los docentes universitarios, deducciones que nunca existieron y nunca se autorizó, aun así, el recurso les fue otorgado a favor mediante fallo de fecha 28 de julio de 2015, ordenando el reconocimiento del Sidunah, de su junta directiva y el traslado de cuotas sindicales inexistentes.

Posteriormente, en fecha 29 de enero de 2016, a la Rectoría de la UNAH en estricta obediencia a lo ordenado por la Sala Constitucional, reconoce al Sidunah como organización sindical de los docentes de la Universidad mediante auto que consta en folio 393 del expediente administrativo de la Secretaría General de la Máxima Casa de Estudios, por lo que de nuevo se procede a requerir a su representante legal para que presente las autorizaciones debidamente firmadas y con huella digital de deducción de cuota sindical de cada uno de sus afiliados, requisito que hasta el día de hoy no se ha cumplido, subrayó el rector Herrera Alvarado. Por lo tanto, "la UNAH no puede deducir ilegalmente cantidades de dinero de los salarios de sus trabajadores".

Prosigue que el día lunes 4 de diciembre de 2019, mediante comunicación emitida por la presidenta de la Sala de lo Constitucional  de la CSJ, se insta al juez ejecutor German Flores Matamoros para que prosiga con la ejecución de la sentencia dictada que deberá ser cumplida a cabalidad al alcance y delimitación determinada en la misma, “extremo que vuelve oscura dicha resolución, pues en ningún momento la CSJ determinó algún monto o estableció una cantidad de dinero específica que se debiera trasladar y sin embargo el juez ejecutor procedió de forma antojadiza embargar y retirar más de 39 millones de lempiras de las cuentas de la UNAH causando un grave daño a la institución”, apuntó el funcionario.

Por lo anterior, Herrera Alvarado en su condición de representante legal de la UNAH, manifestó que la institución condena el accionar del juez ejecutor, quien abusando de la autoridad y de las facultades a él conferidas por mandato de la Sala de los Constitucional procedió sin reparo alguno afectar el pecunio y patrimonio de la Máxima Casa de Estudios favoreciendo a un sindicato que no cumple con lo establecido en la ley y que no ha operado un tan solo día ni ha logrado conquista alguna para sus supuestos afiliados.

Amplió que ante estos abusos, el Departamento Legal de la institución educativa procedió a imponer acciones legales para deducir responsabilidades a Flores Matamoros presentando denuncias ante el Ministerio Público (MP), Inspectoría de Tribunales y Consejo Nacional Anticorrupción (CNA), además se presentó una acción de amparo en contra de las acciones ejecutivas realizada por él, mismas que fueron dictadas violentando el debido proceso, ignorando el derecho a la defensa y tomadas al margen de la ley por arbitrarias e injustas, por lo que se aduce que se ha cometido varios ilícitos de prevaricato administrativo o judicial en concurso real.

Por lo anterior, dijo que la UNAH como una institución respetuosa de las leyes en un intento de proteger sus intereses en fecha 19 de diciembre del año 2019 y en un acto de buena fe notificó a la junta directiva sobre las acciones del señor Flores Matamoros, haciéndole notar que las mismas no estaban enmarcadas en derecho, pero hicieron caso omiso a esa advertencia.

Al respecto el rector Francisco J. Herrera Alvarado fue contundente y envió su mensaje por twitter a la comunidad universitaria y población en general por lo ocurrido: “Desde la administración anterior como en la actual hemos manejado con seriedad esta situación apegados siempre a la ley. Sin duda alguna, es un antecedente nefasto para las organizaciones sindicales en el país”.  

En esa misma dirección, expresó que en fecha 10 de enero del año en curso, Flores Matamoros presentó ante la Rectoría de la UNAH oficio mediante el cual se toma la atribución de ordenar a la Máxima Casa de Estudios remitir las planillas de todos los docentes a nivel nacional que han laborado en esta institución desde el 1 de noviembre del año 2016 a diciembre del 2019, al mismo tiempo que manda a partir del mes de enero de 2020 se hagan transferencias de cuotas sindicales a las cuentas del Sidunah a sabiendas que la sentencia fue dictada en el 2015, demandan que las cuotas se hagan desde el mes de abril del 2013 hasta la fecha, volviendo a abusar de la autoridad que ostenta realizando acciones ejecutivas ilegales.

Por su parte la UNAH, mediante oficio le contestó reportándole nuevamente que dichas retenciones no existen, no obstante, recientemente el señor Flores Matamoros emitió una resolución instruyéndose a sí mismo para requerir al rector de la UNAH por la cantidad de 41 millones 382,675 lempiras en complemento de pago de deducciones hechas a los docentes en los meses de noviembre y diciembre del 2016 y los años 2017, 2018 y 2019 aun y cuando en repetidas ocasiones se le demostró que dichas deducciones no se hicieron y que en todo caso el fallo de la Sala de lo Constitucional se limita al año 2015, pero hizo caso omiso, requiriendo al abogado general de la UNAH ya que consideraba que tenía facultades de representación legal para que en el mismo término de 24 horas procediera a pagar o consignar a favor del Sidunah o de su apoderado legal antes descrita, acción que no podría estar más alejada de la ley puesto que el único representante legal de la Máxima Casa de Estudios es su rector.

En respuesta a estas últimas actuaciones, la UNAH procedió a interponer demanda y acciones de nulidad en contra de las resoluciones tomadas por el señor Flores Matamoros y nuevas denuncias ante los diferentes órganos de investigación y vigilancia, por tanto, la institución educativa procederá en lo que en derecho corresponda para deducir las responsabilidades civiles administrativas y penales en la que hayan incurrido los involucrados en protección de los más altos intereses de la comunidad universitaria y a la sociedad en general por el atropello a la noble casa de estudios.

Lea el comunicado oficial de la UNAH:

#Comunicado La Universidad Nacional Autónoma de Honduras sobre la situación relacionada con el Sidunah.

Publicado por UNAH Universidad Nacional Autónoma de Honduras en Martes, 1 de diciembre de 2020

Por su parte, Carlos Sánchez, titular de la Oficina del Abogado General, informó que la UNAH está realizando denuncias ante los órganos correspondientes para que se deduzcan responsabilidades.

En los mismos términos se refirió Carlos Pérez, presidente de la Junta de Dirección Universitaria (JDU), máximo órgano administrativo de la UNAH, quien dijo que la Universidad ya no será una “caja chica” donde cualquiera pueda presentar un reclamo y pueda generar un recurso extra del que le asiste, en ese sentido, manifestó que se utilizarán todos los mecanismos legales disponibles para proteger los intereses de la Universidad.

Al concluir, el vicerrector Áyax Irías dijo que en la UNAH se ha ratificado conforme a ley que el sindicato que tiene la preferencia en cuanto al otorgamiento de las cuotas sindicales, es aquel que es titular de las contrataciones colectivas junto con la institución, en consecuencia, es el Sitraunah y la Máxima Casa de Estudios quienes han suscrito 16 Contratos Colectivos y eso está en apego estricto al artículo 60 inciso A del Código del Trabajo y llamó a todo el sistema organizativo sindical a estar alerta porque esto es precedente nefasto que va estar sujeto a que órganos determinen a quién entregar la cuota y por esta vía tratar de fraccionarlas.  

Conferencia de Prensa completa aquí: https://www.facebook.com/unahoficial/videos/838788500292198/ _

Noticias relacionadas:

Comentarios