El occidente de Honduras y sus delicias navideñas

La zona del occidente de Honduras es quizás una de las más reconocidas por su cocina; sus ticucos, las torrejas de pinol y la chanchita horneada son sabores que han quedado grabados en el paladar del hondureño, evocando la memoria de los abuelos en aquellos pueblos con recetas que van de generación en generación y que hoy en día aún se preparan igual.

Ocotepeque

Una de las delicias de este departamento fronterizo con Guatemala y El Salvador son los famosos ticucos, una preparación hecha a base de maíz muy similar a la de los tamales y envueltos en tusa, pero con los frijoles “cipes” como dicen en Honduras al frijol nuevo o tierno, no llevan carne y también dependiendo de la región se les puede poner chipilín o loroco, y por lo general se comen con mantequilla.

ticucos chipilin 500x375

Copán

Quizá este sea el platillo más famoso, representativo y conocido de las navidades en Honduras: la chanchita horneada. Se trata de un lechoncito entero que se adoba con cebolla, tomates, chiles morrones, culantro fino, ajo, achiote, pimienta, sal y también masa de maíz para preparar el adobo, quizá el secreto de esta preparación está en el proceso, ya que se debe cubrir 10 minutos con abundante sal y luego retirar, embadurnar la pierna con masa diluida y reservar el resto, licuar todos los condimentos y agregar la masa restante, colocar en una placa de horno y bañar con la preparación, luego meter al horno por aproximadamente tres horas.

Carne de cerdo horneada

Lempira

En toda la región occidental, pero principalmente en el departamento de Lempira, la comida favorita de la Navidad son los nacatamales, los cuales los hacen de cerdo o de pollo, y dependiendo de la región, en cada hogar varía su relleno, lo cierto es que no pueden faltar en su mesa. Se trata de una preparación de masa de maíz, donde se prepara el cerdo, el relleno y el adobo por aparte; se envuelven en una hoja de plátano de forma rectangular y se forman los deliciosos tamales, luego se ponen a cocinar durante aproximadamente 1 o 2 horas, dependiendo de la cantidad, con abundante agua en una olla alta.

e66cc59c 9ab2 4b91 a3a3 0550ce50c3d2

Intibucá

Siendo estas una de las regiones más frescas del país donde las temperaturas llegan en Navidad hasta 5 grados centígrados o menos, las comidas predilectas son siempre las sopas para calentar el cuerpo y el alma. ¿Quién no ha disfrutado de una típica “sopa de gallina india? Esta es una preparación hecha con gallina india o guinea, agua, consomé de pollo, jilote, papa, zanahoria, cilantro; dependiendo de la región se come el caldo solo y la gallina posteriormente se asa por aparte o en una sola preparación.

7143fd71 5a43 4a63 9c16 1c577b0cfe37

La Paz

Uno de los platos típicos de los hondureños en las navidades son las torrejas. Aunque las torrejas de pinol son quizá las menos populares, en la zona norte y centro del país es sin duda una de las delicias navideñas favoritas de chicos y de grandes, y consiste en elaborar primero un pan de harina de pinol y huevo hasta lograr una masa de consistencia espesa y luego verter un cucharon de la mezcla en un sartén con aceite caliente. Se debe freír a modo que queden unas tortitas esponjosas, colocarlas sobre papel absorbente y luego sumergirlas en la miel de rapadura aromatizada con pimienta gorda, clavo de olor y canela y hervirla hasta tener una consistencia de miel.

Comayagua

Se consume en todo el país y es la bebida favorita de la Navidad, pero en ningún lugar preparan mejor el rompopo que en Comayagua. Esta preparación tiene diversas variantes y se puede hacer con ron o sin él, con o sin huevo, pero en este caso le dejamos la tradicional receta de este ponche navideño. Medio litro de leche, azúcar, sal, canela, media taza de ron o aguardiente o la cantidad que se desee y una yema de huevo.

ROMPOPO

Noticias relacionadas:

Comentarios