Reinfección por COVID-19: posible y hasta con mayor severidad

Se ha sugerido que pacientes con infección asintomática o leve de SARS-CoV-2 tienen una respuesta inmune más débil.

La infección por el síndrome respiratorio agudo SARS-CoV-2 conlleva a una respuesta inmune detectable, pero desde inicios de la pandemia existió mucha susceptibilidad en torno a si personas que anteriormente se habían infectado con COVID-19 podían volver a infectarse, hecho que, hasta ahora, ha sido confirmado en distintos rincones del mundo.

Reportes desde Hong Kong, Bélgica, Estados Unidos y Ecuador han notificado a pacientes que se han reinfectado de COVID-19 manifestando síntomas igual de leves o severos. Recientemente en Holanda falleció la primera mujer por reinfección, lo que señala que, por ahora, el mundo no debe bajar la guardia.

Bélgica

En Bélgica, en marzo de 2020, una mujer de 51 años presentó diversos síntomas, siendo estos dolor de cabeza, fiebre, mialgia, tos, dolor de pecho y disnea. También reportó anosmia y un cambio en el gusto, su único antecedente es que de forma diaria inhalaba corticosteroides para el asma. El examen por hisopado dio positivo para SARS-Cov-2. La saturación de oxigenación indicó un 94% y la hospitalización no fue necesaria, pero se le pidió a la paciente que estuviera en cuarentena por dos semanas. Regresó a sus actividades diarias cinco semanas después por síntomas de cansancio y dolor muscular persistente.

Tres meses después, la paciente comenzó a manifestar algunos síntomas como dolor de cabeza, tos, fatiga y rinitis, el examen de PCR indicando una reinfección de COVID-19. Después de una semana los síntomas cesaron.

Para los investigadores, la pregunta permanece sobre si una respuesta inmune débil después del primer episodio puede explicar la reinfección, a pesar de haber presentado síntomas leves en el primer episodio. Se ha sugerido que pacientes con infección asintomática o leve de SARS-CoV-2 tienen una respuesta inmune más débil, en estos pacientes los anticuerpos son menores que en los pacientes con neumonía.

Hong Kong

En Hong Kong, el caso de reinfección por coronavirus se detectó mediante una secuenciación de genoma completo de forma comparativa en especímenes respiratorios recolectados durante los dos episodios de COVID-19 para diferenciar si era reinfección por COVID-19 o manifestaciones de una diseminación viral del primer episodio. Se confirmó el segundo episodio de infección asintomática de COVID-19 142 días después del primer episodio. En el segundo episodio se mostró una infección de COVID-19 de mayor intensidad con una proteína C reactiva elevada y seroconversión IgG de SARS-CoV-2.

“Los genomas virales de los episodios de infección son distintos. El genoma viral del primer episodio estaba contenido de un codón de parada en posición 64 llevando al truncamiento de 58 aminoácidos. Comparado a los genomas virales en GISAID, el primer genoma del virus estaba relacionado filogenéticamente a las cepas recolectadas entre marzo y abril de 2020, mientras el genoma del virus del segundo episodio estaba relacionado a las cepas de julio y agosto de 2020”, explicaron los investigadores Kelvin Kai-Wang To, Ivan Fan-Ngai Hung, Jonathan Daniel, Allen Wing-Ho Chu, Wan-Mui Chan, Anthony Raymond Tam, Carol Ho-Yan Fong, entre otros.  

Los científicos concluyeron que con base en análisis epidemiológicos, clínicos, serológicos y de genoma se confirmó una reinfección de COVID-19 lo que indica que el virus sigue circulando a pesar de las miles de personas que ya se han contagiado.

 Estados Unidos

En Estados Unidos un hombre de 25 años residente de Washoe, Nevada, se presentó a las autoridades de salud en dos ocasiones con síntomas asociados al COVID-19, las fechas siendo el 18 de abril de 2020 y el 5 de junio de 2020. De igual forma se obtuvieron hisopos nasofaríngeos del paciente y se realizó una secuenciación del SARS-CoV-2 de los hisopos. El paciente dio positivo para SARS-Cov-2 en ambas ocasiones, aunque los análisis genómicos de SARS-CoV-2 mostraron diferencias genéticas significativas entre cada muestra. En la segunda infección los síntomas fueron más severos.

Según los investigadores Richard L Tillett, Joel R Sevinsky, Paul D. Hartley, Heather Kerwin, Natalie Crawford, Andrew Gorzalski, Chris Laverdure, Subhash C Verma, Cyprian C. Rossetto, David Jackson, Megan J. Farrell, Stephanie Van Hooser y Mark Pandori, el paciente mostró una severidad en el incremento de los síntomas durante la segunda infección, mientras que los casos de Bélgica y Hong Kong no mostraron diferencia en la severidad de los síntomas.

Para ellos, los mecanismos que pueden ser responsables de una reinfección de forma más severa se pueden dar por una dosis alta del virus que haya inducido síntomas más severos, la reinfección pudo haber sido causada por una versión más virulenta del virus, o un mecanismo dependiendo de anticuerpos, donde células inmunes FC se pudieron haber infectado uniéndose a ciertos anticuerpos.

Ecuador

Por su parte, investigadores en Ecuador confirmaron otro caso de reinfección en un paciente en julio de 2020. La primera infección en mayo se presentó con síntomas leves y una pronta recuperación, mientras que síntomas más severos se presentaron en el segundo evento. Este reporte no ha sido revisado por pares.

 

Noticias relacionadas:

Comentarios