Spotligth y observatorio de medios de comunicación capacitan a periodistas hondureños sobre roles de género y masculinidad

El Observatorio de Medios de Comunicación sobre Violencia contra Mujeres y Niñas (VCMN) y la iniciativa Spotlight desarrollaron este viernes 30 de abril, con el apoyo de la Embajada de Argentina en Honduras, el conversatorio "El periodismo y violencia de género: desprendiendo los roles asignados a los hombres y mujeres desde una nueva masculinidad", dirigido a periodistas y comunicadores hondureños.

La cuarta de la serie de capacitaciones "Desafíos para avanzar hacia una comunicación con enfoque de género", estuvo a cargo del periodista con más de 30 años en la promoción y defensa de los derechos humanos, Esteban Meléndez, quien durante su participación en el referido evento virtual indicó que los hombres incursionan en el tema de nuevas masculinidades y género, por el empuje de las mujeres.

En ese sentido reconoció el papel que han jugado las organizaciones feministas y movimientos de mujeres en Honduras, entre ellos Visitación Padilla, por haber incluido en su lucha a la población masculina desde su propia perspectiva.

Partiendo de la premisa de que, en la dupla mujeres, hombres, hay víctimas y hay victimarios, el facilitador enfatizó que no solo las primeras son víctimas, sino que también los hombres terminan siendo afectados por su propia conducta. De igual manera reconoció que históricamente la población femenina ha recibido un trato desigual con respecto a los hombres, y a su criterio, reconocerlo, como también se deben reconocer los demás errores, “es de mucho valor”.

Meléndez, al igual que sus predecesores, hizo énfasis en los conceptos sexo y género y la necesidad de diferenciar su significado, uno hace referencia a las características biológicas y fisiológicas con las que nace cada ser humano y el otro a las que se van aprendiendo a lo largo de la vida y con las cuales cada uno se siente identificado mediante las categorías de masculino o femenino.

“Si las características de género son aprendidas desde que nacemos, significa que también las podemos desaprender y aprender otras más positivas. Independientemente de nuestro estatus social o nuestra ubicación, podemos aprender a ser hombres; no importa si tenemos estudios profesionales o analfabetas y estos aprendizajes se dan fundamentalmente en espacios como la familia, la escuela, la iglesia, los medios de comunicación o en los grupos formales o informales, entre otros que refuerzan esas conductas y hacen que las vayamos asumiendo como normales”, dijo.

Respecto a la masculinidad hegemónica, el expositor mencionó que tiene impacto tanto en el manejo de los afectos y emociones como en la vida sexual, la sexualidad, la salud y la paternidad, por lo que urge eliminar los estereotipos de género y cambiar la mentalidad de hombres y mujeres.

La grabación completa está disponible en el siguiente enlace: https://fb.watch/5c9LbwWKVC/.

Noticias relacionadas:

Comentarios