Turismo, comercio y agricultura; los rubros más afectados por COVID-19 según estudio de la UNAH

Cabe señalar que en cada uno de los casi 30 mil hogares encuestados existe un estudiante de la UNAH.

La primera encuesta de hogares realizada por el Instituto de Investigaciones Económicas y Sociales (IIES) junto al Observatorio Universitario Económico y de Emprendimiento (OEE), de la UNAH, demuestra que las familias más afectadas financieramente durante la COVID-19 son las que dependen de un empleo en los rubros de turismo, comercio y agricultura.

Las conclusiones y los datos fueron generados mediante la encuesta “Percepción del impacto socioeconómico de la emergencia COVID-19 en Honduras”, dirigida por el Departamento de Economía de UNAH-Valle de Sula, donde se recolectaron datos de 28,850 hogares con segmentación geográfica por regiones para lograr una cobertura de los 18 departamentos del país.

La investigación indica que los hogares que reportaron tener un trabajo en el sector turismo han sido los más afectados ya que de esta actividad económica solamente el 60% mantenía su empleo, hasta el momento de la aplicación de la encuesta.

De la misma manera, las personas encuestadas que informaron que se dedicaban al rubro del comercio como empleados, un 28.7% indicó que ya no estaban percibiendo su pago.

Al igual que los rubros de turismo y comercio, los que se dedican a la agricultura sostuvieron que sus ingresos se han visto afectados, y solamente el 61.4% de ellos afirmó seguir devengando un salario.

Ricardo Matamoros, director del IIES, dijo que la situación financiera de estos hogares depende de la reapertura gradual de la economía, reactivación que según el experto puede volver a su ritmo habitual entre dos o tres meses, no así para el sector turismo donde el proceso de recuperación se prevé será a finales del año.

honduras negocia v2

Matamoros aconsejó que para amortiguar el impacto y acelerar la recuperación, los sectores más golpeados tienen que ponerse creativos; en el caso de los empresarios del sector turismo, indica que deben reinventarse ofreciendo otros servicios, rebaja de precios, aplicaciones de descuentos, entre otras medidas.

Mientras que para el rubro de la agricultura, el experto sugiere ejecutar un plan de desarrollo agrícola para obtener seguridad y soberanía alimentaria que desde hace tiempo se perdió, “Honduras tiene el potencial de ser autosostenible y además puede convertirse en un exportador de productos agrícolas”, destacó.

Para lograrlo, el docente universitario subraya que es necesario que se incentive la producción mediante el financiamiento a bajas tasas de interés, acompañado con tecnologías y cambios de viejas prácticas.

Al finalizar, Matamoros dijo que es necesario reabrir la economía, pero de manera gradual y con todas las medidas de bioseguridad recomendadas por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

 

 

Noticias relacionadas:

Comentarios